Síguenos:

facebook twitter googleplus

500cosmetics


se puede vivir sin azúcar
6

5 ejemplos que demuestran que se puede vivir sin azúcar

Una blogera nos cuenta en este post la gratificante experiencia que supuso para ella dejar el azúcar en su vida. En MásQueSalud hemos repasado otras veces consejos últiles para mantener una dieta equilibrada, y destacamos la importancia de los azúcares, pero no necesariamente productos dulces, como nos cuentan a continuación.

¿Cómo dejar el azúcar? ¿se puede vivir sin azúcar? ¿cómo no desesperar? ¿es verdad que cambia la vida? A continuación nos da unas útiles pautas de cómo la vida puede cambiar a mejor y algunos trucos para llevarlo a cabo.

Hace un año más o menos decidí quitarme -como se dice coloquialmente- del azúcar.  Cualquier azúcar que no se encontrara en la naturaleza y fuera consumida en ese mismo estado, es decir, natural y sin procesar, ya no estaría incluido en mi dieta diaria. Así que, a menos que proviniera de frutas y verduras, no iba a volver a consumir ningún tipo de azúcar, de ese que se compra.

Mi marido y yo lo decidimos de una forma totalmente espontánea y yo no tuve oportunidad ni siquiera de despedirme de un helado de chocolate, aunque fuera con la última cuchara del  adiós. Al principio, me consolaba a mí misma diciéndome que iba a ser solo una limpieza de 30 días, para deshacerme de toda clase de toxinas y elementos indeseados.

 

Dicho esto, también he decir por añadidura que tomé en su día una decisión y no tengo ninguna intención de dar marcha atrás. Eliminar el azúcar de mi dieta es uno de los mejores regalos que me he hecho a mí misma y la calidad de mi vida ha mejorado de múltiples maneras desde entonces. Lo que sigue a continuación son cinco valiosas lecciones que he aprendido durante todo este proceso que quizás os resulten de interés.

1. La comida te vuelve a saber bien

mujer-come-lento.jpg_869080375

Después de eliminar el azúcar de mi dieta  (ello incluye edulcorantes artificiales y semi-artificiales o procesados de cualquier tipo), la comida me comenzó a saber de una forma completamente diferente. En general, el comer se ha convertido desde entonces en toda una experiencia: puedo saborear cada uno de los ingredientes de cada bocado e incluso adivinar bastante –y bastante acertadamente, por cierto-  los condimentos utilizados en el plato, especialmente los alimentos de producción ecológica, que provocan literalmente explosiones de sabor en el paladar.

Sin azúcar añadido a las comidas, las papilas gustativas vuelven a adaptarse de una forma natural al sabor específico de cada alimento. Los alimentos que eran sosos o no sabían a nada y parecía que nunca serías capaz de comer a no ser que estuvieran cubiertos por salsas y aliños espesos o con la ayuda de bebidas azucaradas, de repente adquieren un gusto propio y diferente que hace que ahora realmente disfrutes con ellos.

2. No me ha llevado a un problema de déficit de atención

Durante años sentí la necesidad de tomar algún tipo de medicación o practicar alguna clase de meditación para poder relajarme y centrarme. Nunca hubiese tomado, como tampoco tomaríaahora, alguna medicación que altere los estados de ánimo, pero siempre he tenido un problema: la falta de relajación, he sentido como un constante y permanente obstáculo de ser realmente productiva y saber evitar las distracciones.

Desde que eliminé totalmente el azúcar, la capacidad  para centrarme en los temas de cada momento y de terminarlos sin dejar todo a medio hacer se ha convertido casi en mi segunda vida. Estar realmente presente en cada momento tampoco supone ya ningún esfuerzo. Ahora sé que es un beneficio que se obtiene al dejar el azúcar y la verdad, hace que el esfuerzo merezca totalmente la pena.

3. La comida cargada de azúcar te sienta mal

donuts

Un repunte de los niveles de azúcar en sangre te ocasiona al principio un golpe de energía seguido de una caída brusca de la misma, lo que conduce a dificultades para concentrarse y a una lentitud y apatía general. Ocasionalmente -y cuando digo ocasionalmente me refiero a una vez al mes como mucho- me cruzo con alguna razón que me lleva a tomarme un helado, aunque eso sí, hoy en día ecológico, sin lácteos  y bajo en calorías (azúcar). Aun así, no suele sentarme demasiado bien, incluso con helados en micro-porciones. Esto siempre me lleva a reflexionar sobre lo mal que me debía de sentir físicamente y de continúo en mi “vida anterior”. La verdad es que vivir en este cuerpo libre de azúcares prosados y añadidos a la comida es una vida mucho más agradable.

4. De hecho, me ha mejorado hasta la piel

Yo siempre me había preguntado por qué algunas personas tenían una piel y un cutis bonito, brillante y con un buen tono mientras  que otras teníamos que trabajar duro, utilizando las mejores cremas hidratantes y otros productos de belleza similares. Después de dejar el azúcar y en cuestión de semanas, mi piel empezó a cambiar.

5. No tiene porqué generar cambios de humor

grito_nor-365xXx80

Soy una mujer ya de por sí con bastantes hormonas recurriendo su cuerpo, combinadas con tendencias de tipo A. Así que fue como una bocanada de aire fresco el librarme a mí misma de mis cambios de humor y general irritabilidad, todo ello inducido por el azúcar.

Pero en realidad, si puedes controlar tus estados de ánimo. Hoy sé que, en situaciones que normalmente llevan a esos cambios (indeseados por otro lado) de carácter, es posible guardar la calma y el sentido de humor. Precisamente porque físicamente no pierdes energías enfrentándote con los efectos secundarios que el azúcar causa en tu cuerpo y mente.

Tags: , ,




6 Responses to 5 ejemplos que demuestran que se puede vivir sin azúcar

  1. Mica says:

    La médica clínica me sacó la ingesta de azúcar, harinas, cholo, grasas, piel de pollo, galletitas, huevo 2 por semana, nada de papa, carbohidratos, nada de café, postes, helados, papá fritas, aceite de girasol, solo oliva, té, 2 chorritos de leche descremada, 1 galletita con un poco de queso Finlandia la serenísima de color celeste… Nada de fideos, alfajores, dulce de leche, 3 frutas por día, y las 4 comidas desayuno, almuerzo, merienda y cena, puedo comer pescado, soja o pollo sin piel…nada de alcohol, no zapallo, no remolacha, no batata… Etc y te puedo jurar que es horrible y no le deseo a nadie! Lo que se siente… Como el cuerpo reacciona, esos horribles ataques de azúcar.

  2. Adrian says:

    Que tal como les va !! Eh tomado la desicion de dejar todo lo que de refiere al azúcar ,por ejemplo café sin azúcar , los primeros días sabe muy feo pero ahora lo disfruto no te consumo nada de azúcar los endulzantes aunque diga que es baja en calorías como quiera tiene azucar aunque con otro nombre ;en general consumo azúcar pero en su forma natural como el plátano , las naranjas, hay que seguir informando a nuestros seres queridos de la importancia de comer sano , es difícil cuando vas de visita es difícil ya que te ofrecen cosas dulces , en general me siento con mucha energía combinándolo con ejercicios físicos y comida sana.

  3. Jackie says:

    Absolutamente de acuerdo con la experiencia citada. Llevo más de un mes de haber eliminado el azúcar de mi dieta por recomendación de un endocrino-nutricionista, con una dieta sana guiada, donde predominan los vegetales, granos y proteinas…y debo decir que me siento de maravilla! La energía volvió a mi! Me levanto con fuerzas, me acuesto sin fatiga, duermo bien, incluso en el rostro me habian quedado unas manchas claras despues del embarazo de mi hija que nunca logré quitar ni siquiera con cremas, y la verdad es que se han aclarado sin que haga nada!

    No es fácil al comienzo. Las dos primeras semanas literalmente estaba huraña, me queria comer a culaquiera, de muy mal humor…y experimenté crisis de abstinencia, una ansiedad terrible sobre todo en las tardes… pero solo duró unos días. En mi caso la clave esta en que los 3 primeros meses de mi nuevo plan nutricional NO EXISTEN LAS MERIENDAS, puedo repetir la comida si me da hambre, pero no tomar meriendas. Hoy, me siento muy felíz y mi cuerpo me lo agradece. Incluso, cuando comía remolacha, el color de mi orina cambiaba, y se volvía rojizo, después de 6 semanas puedo comer toda la remolacha que quiera y no sucede, el médico explica que el estómago empieza a funcionar mejor, y a procesar mejor la comida, a absorber los nutrientes, por tanto hasta los riñones se ven beneficiados al no tener que depurar el exceso de minerales y vitaminas no absorbidas por el cuerpo.

    Anímense a eliminar el azúcar, es un camino gratificante, eso sí, no es fácil al comienzo pero con fuerza de voluntad se logra!
    Saludos

  4. Paola says:

    hola amiga me parece muy interesante tu experimento, cuentame tambien tomas jugos naturales sin azucar o solo agua?

    • Hola Paola, cuando nos referimos a eliminar el azúcar, nos referimos al azúcar refinado y al que se usa en la industria alimentaria. Los jugos naturales sin azúcar añadida pueden ser tomados sin ningún problema

      Gracias por interesarte en nuestro post!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

SUBIR ↑

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
s